inicio >

Beneficios de comer zanahoria

La zanahoria es uno de los alimentos más saludables que podemos encontrar ya que aunque la comas cruda o cocida, aporta nutrientes esenciales para tu cuerpo. Además de tener un sabor delicioso, la zanahoria tiene propiedades que ayudan a fortalecer la piel y mejorar la salud ocular. Es rica en Vitamina A y Carotenoides y es una fuente de minerales como potasio, fósforo, magnesio, yodo y calcio.

Sigue leyendo y entérate de todos los beneficios que aporta a tu cuerpo.

  • Te protege: La zanahoria es el vegetal con más carotenos y te protegerá de enfermedades cardiovasculares.
  • Dientes sanos: Al comer zanahoria cruda, fortalecerás tus dientes y evitarás que las bacterias se adhieran a ellos.
  • Mejora tu visión: Los carotenos que componen la zanahoria mejoran la visión. Consúmela por lo menos 3 veces a la semana.
  • Sin estreñimiento: Combate el estreñimiento consumiendo zanahoria, ya que tiene un alto contenido en fibra.
  • Más sano: Por su elevado contenido en agua, la zanahoria, es diurética y ayuda a la desintegración de los cálculos renales.
  • Cabello brillante: Si deseas fortalecer tus uñas y tener un cabello más brillante, consume zanahoria, ya que contiene Vitamina A.
  • Más energía: La zanahoria es rica en potasio y fósforo, excelente para vigorizar mentes cansadas y restaurar los nervios.

A continuación, te compartimos una rica receta en donde el ingrediente principal es la zanahoria.

Sopa de zanahorias horneadas

Ingredientes

  • 1 kg de zanahorias
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 1 cebolla, picada finamente
  • 2 dientes de ajo, machacados
  • 1 1/2 cucharadas de semillas de alcaravea, hinojo o eneldo, más unas cuantas para servir
  • 4 tazas (1L) de caldo de verduras bajo en sal
  • Pimienta negra recién molida
  • 4 rebanadas de pan integral para acompañar

Preparación

  1. Precalienta el horno a 180.
  2. Cubre una bandeja grande para hornear con papel de estraza.
  3. Pela las zanahorias y córtalas en cuartos a lo largo. Colócalas en la bandeja y hornea 45 minutos, hasta que estén suaves y ligeramente doradas.
  4. Calienta el aceite en una cacerola grande. Saltea la cebolla a fuego medio durante 4 minutos o hasta que esté suave. Añade el ajo y la alcaravea. Cocina 1 minuto más. Agrega las zanahorias horneadas, el caldo y 1 taza (250 ml) de agua.
  5. Con una batidora de mano, procesa los ingredientes hasta obtener una textura cremosa. Deja que hierva, baja la flama y cocina 5 minutos. Sazona con pimienta negra recién molida.
  6. Sirve la sopa en tazones y adorna con las semillas de alcaravea adiciónales.
  7. Acompaña con pan integral.

Fuentes:

https://elpais.com/elpais/2014/07/21/buenavida/1405934369_335839.html

https://www.ideal.es/sociedad/201509/14/beneficios-comer-zanahoria-20150913190816.html