Blog >

Cambio de hábitos

Cuando se trata de comer, todos tenemos hábitos muy arraigados. Pese a que muchos hábitos de alimentación los adquirimos desde niños, no significa que sea demasiado tarde para cambiarlos.

Pasos para mejorar tus hábitos de alimentación:

1. Elabora una lista de tus hábitos de alimentación. Mantener un "diario de alimentos" durante unos días donde anotes todo lo que comes y la hora en que lo haces te ayudará a descubrir tus hábitos.

2. Marca los hábitos de la lista que estén causando que comas más de lo necesario. Los hábitos de alimentación que con frecuencia pueden llevar a un aumento de peso son:

  • Comer muy rápido.
  • Comer cuando no tienes hambre.
  • Comer de pie (puede hacer que comas sin pensar en lo que comes o muy rápido).
  • Saltarse comidas.

3. Elabora una lista de factores "desencadenantes" de estos hábitos. Los más comunes que impulsan a comer cuando no se tiene hambre son: 

  • Abrir un cajón y encontrar tu refrigerio favorito.
  • Sentarte en casa a ver la televisión.
  • Antes o después de una reunión o una situación de estrés en el trabajo.
  • Llegar a casa del trabajo y no tener idea de lo que vas a comer.
  • Sentirte aburrido o cansado y pensar que comer algo te va a subir los ánimos.

4. Sustituye los hábitos poco saludables con nuevos y mejores:

  • Come más despacio.
  • Come solamente cuando en verdad tengas hambre, en lugar de comer porque estás cansado, angustiado o con cualquier otro estado de ánimo.
  • Planifica tus comidas con tiempo para asegurarte de que serán saludables y balanceadas.
  • Refuerza tus nuevos hábitos saludables y se paciente.

Cuando notes que estás practicando un hábito que no es saludable, detente y pregúntate: ¿Por qué estoy haciendo esto? ¿Cuando comencé a hacerlo? ¿Qué necesito cambiar? No pienses que un error arruinará todo un día de hábitos saludables.

¡Tú puedes lograrlo!

Si deseas más información al respecto, acércate al servicio de nutrición en donde podemos diseñarte un plan de alimentación adecuado a tus necesidades, gustos y objetivos.

Por: L.N. Nayeli Márquez

Nutrióloga de C+ Buenavista