Blog >

Alimentación para el clima invernal


Así como nos preparamos para el invierno con ropa más abrigadora, de la misma forma debemos cambiar nuestra alimentación para adaptarla al clima de invierno. Nuestro cuerpo debe adecuarse a  temperaturas más bajas y a la falta de sol en nuestra piel,   y es por esto que  necesitamos  un poco más de calorías para mantener su temperatura.
La naturaleza es muy sabia y no en balde, durante el invierno, los alimentos que se dan naturalmente en esta temporada, nos proveen de los nutrimentos necesarios para reforzar nuestras defensas y mantenernos calientes.
Algunos alimentos característicos del invierno son verduras como las acelgas y espinacas, alcachofas, calabaza, coliflor, champiñones,  habas, ejotes,remolacha, rábano, lechuga de hoja de roble y berros entre otras. Estos  alimentos ayudan a combatir enfermedades típicas de la época como el resfriado, la tos y las flemas. Además, los alimentos de temporada son mas fáciles de conseguir y por lo tanto más económicos y accesibles.

Como nuestros padres y abuelos nos enseñaron desde pequeños, las vitaminas C y A son también muy importantes. El déficit de vitamina C, reduce la resistencia a las infecciones, lo que puede comprometer nuestra salud y afectar nuestra vida durante días o semanas. Frutas  como la  naranja,  la mandarina, la toronja, , el kiwi y las frutas secas , entre otras, son importantes fuentes de vitaminas.

Te recomendamos también, ingerir bebidas calientes, abrigarte bien, cuidarte de los cambios de temperatura y sobre todo, comer saludablemente y mantenerte activo durante el invierno. Esto te ayudará a conservar  un buen nivel  de salud, que   se refllejará en todas las áreas de tu vida.